CRUCERO EN EL TAJO INTERNACIONAL

Ayer fue un día muy especial, de esos días que seguro los niños y niñas guardarán en su memoria por mucho tiempo, tal vez para siempre. Todas las actividades que se realizan en un centro escolar son importantes y son educativas; a mí me encanta salir del recinto escolar cada vez que surge una actividad que merezca la pena y aunque en ocasiones es un esfuerzo (físico y económico) para todos, son más las recompensas.

Como decía Cervantes, “El que lee mucho y anda mucho, ve mucho y sabe mucho” y no le falta razón; en las páginas de los libros y en el andar del camino se aprenden muchas cosas, como es el mundo que nos rodea, sus paisajes y sus gentes. Pero lo más importante de las excursiones de los grupos escolares es que el grupo se une y se forma una piña que anda en un proyecto común. Yo lo percibo así y espero que un poquito de lo que intento transmitir con este tipo de actividades cale en los demás. De lo que estoy convencida y para eso lo hago, es que este viaje, como tantos otros quedará en su experiencia de vida.

Para mi es mucho más cómodo quedarme en clase; me libero de preocupaciones y quebraderos de cabeza, pero me compensan las caritas de alegría.

En este viaje a Cedillo y a Santiago de Alcántara, pueblos limítrofes con nuestro país vecino Portugal hemos visto, aprendido y vivido muchas experiencias:

* Hemos visitado El Casón en el que se encuentra el museo etnográfico con objetos que se utilizaban en la antiguedad; en esta primera visita han estado un poco nerviosillos, pero han sido muy curiosos y han preguntado mucho sobre la utilidad.

Enoc ha adivinado a la primera  que este artilugio tan antiguo  (que ya hemos visto en clase) se utilizaba para el trigo; en clase hemos estado viendo el proceso completo para hacer el pan.

SAM_1394

En la parte superior del edificio hay una terraza con una vistas preciosas de Castelo Branco, pueblo portugués.SAM_1396* Hemos realizado un pequeño crucero en barco en aguas internacionales del río Tajo; esto ha calmado un poco la agitación de los peques y ha sido un rato maravilloso en el que todos hemos disfrutado de unas vistas preciosas. Hemos intentado ver los nidos de las cigüeñas negras y los buitres y aunque ha sido un poco complicado verlos, algunos lo han conseguido.

¡Hasta nos hemos convertido en capitanes y capitanas por un momento!

* Hemos descansado un buen rato en Santiago de Alcántara  comiendo en la plaza del pueblo sentados en el suelo y después hemos jugado a juegos tradicionales y nos hemos mojado un poquito con globos de agua. ¡Nos lo hemos pasado genial!

SAM_1468* Las actividades de la tarde han sido un poco menos vistosas y hemos sufrido algún que otro contratiempo, pero hemos podido visitar el Centro de interpretación del Megalitismo, un Castro Celta y el dolmen de La Lagunita III.

Llegó el final del día. Hemos cantado, reído,  llorado, en fin, hemos vivido una bonita experiencia, hasta hemos cantado cumpleaños feliz más de una vez.

Muchas gracias a las mamis y al papi que me han podido acompañar; espero que para todas haya sido una bonita experiencia.

Publicado por

tumeaprendes

Maestra de Educación Infantil. Trabaja actualamente en el CEIP Delicias de la provincia de Cáceres en Extremadura. En constante renovación pedagógica. Amante de la lectura y la naturaleza.

6 comentarios en “CRUCERO EN EL TAJO INTERNACIONAL”

  1. Los niños lo pasaron muy bien y también las mamis. El día dio mucho de sí.Agradecerte todas las molestias y tiempo dedicado a las gestiones que tuviste que hacer para que pudiera realizarse esta excursión.

    1. Yo acabé con una buena sensación, a pesar de los pequeños contratiempos. Este tipo de actividades merecen el tiempo de preparación, que no es poco. Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *